Cuando dejamos la Tierra

by Darío Franco on 3 enero, 2012 · 0 comments

Post image for Cuando dejamos la Tierra

El 14 de diciembre de este año, se cumplirán 40 años desde la última vez que el ser humano pisara la Luna durante la misión Apolo 17. Muchos no tuvimos la oportunidad de vivir la emoción de la carrera espacial de los años 60. No pudimos disfrutar de la primera imagen de la Tierra desde el Espacio, de la primera vez que se puso a un hombre en órbita, de la primera vez que se veía la cara oculta de la Luna o del primer alunizaje. Todos ellos son momentos que forman parte de la historia de la humanidad. Pero podemos revivir muchos de aquellos instantes gracias al documental When We Left Earth: The NASA Missions. Se trata de una serie documental de 6 episodios, que nos muestra con imágenes reales y testimonios de los protagonistas, los pasos que tuvo que dar la NASA para llevar a cabo cada una de sus misiones hasta la construcción de la ISS. Esta es la lista de capítulos:

  1. Super hombres ordinarios
  2. Amigos y rivales
  3. El alunizaje del Eagle
  4. Los exploradores
  5. La lanzadera
  6. Un hogar en el Espacio

Una de las cosas que más me impresiona de las primeras misiones Mercury y Gemini, es la alta probabilidad que tenían los astronautas de no regresar con vida a la Tierra. Se estimaba que esta probabilidad era de 1/3. Imaginar a los astronautas despidiéndose de mujer e hijos y sentándose en la punta de un cohete con cientos de miles de litros de hidrógeno líquido a sus espaldas. De todas las misiones de la NASA, dos merecen mención especial: El Apolo 11 y el Apolo 13. Del Apolo 11 hay que destacar la responsabilidad que asume Neil Amstrong al pasar a control manual durante el alunizaje del Eagle. Estaba previsto alunizar con piloto automático, pero la trayectoria que llevaban les iba a conducir a una zona fuera del área segura para el alunizaje y por tanto más accidentada. Neil Amstrong cogió los controles manuales. Tenía el combustible muy justo para maniobrar y lo peor de todo, si al tocar tierra rompían algún componente que les impidiera volver a despegar, nadie iba a ir a rescatarles. Esta es la gran diferencia con otras misiones que haya realizado el ser humano como el descubrimiento de América, la conquista del Polo Sur o el primer vuelo cruzando el océano Atlántico. En todas ellas había un plan B o existía alguna posibilidad de ser rescatado. En las misiones de la NASA, no.

En cuanto al Apolo 13, fue toda una hazaña conseguir traerles de vuelta después de la explosión accidental de un tanque de oxígeno que inutilizó el módulo de servicio a los dos días del despegue. Tenían contado hasta el último amperio para poder regresar. Tuvieron que apagar la calefacción para ahorrar energía y dejar de hablar para consumir el mínimo oxígeno posible. Al entrar en contacto con la atmósfera de la Tierra, tuvieron que ajustar manualmente el ángulo de entrada con el poco combustible que les quedaba. Su margen de error era de aproximadamente un grado. Si entraban demasiado perpendiculares el escudo térmico no lo soportaría y el módulo ardería con ellos dentro. Pero si entraban muy planos, rebotarían en la atmósfera, como una piedra en un estanque, y se perderían en el Espacio para siempre. Todavía se me ponen los pelos de punta cuando me pongo en la piel de los tres astronautas del Apolo 13.

Aquí tenéis el vídeo del primer capítulo. Para ver el resto de capítulos, hacer clic en el botón de YouTube y aparecerán en la parte inferior de la pantalla. Los seis capítulos están en HD y con subtítulos en inglés y español. Los 4 DVDs pueden comprarse a través de Amazon.com.

Os recomiendo estas dos películas relacionadas con misiones de la NASA: Elegidos para la gloria (1983) y Apolo 13 (1995).

Para los que quieran más, en la Casa de Campo en Madrid tenemos la exposición La aventura del espacio que estará abierta al público hasta el 15/06/2012.

Share Button

{ 0 comments… add one now }

Leave a Comment

Previous post:

Next post: